Caso Chocobar: el policía irá a juicio por homicidio agravado

El efectivo policial que disparó por la espalda y mató a un delincuente en el barrio porteño de La Boca, y que había sido felicitado por el presidente Macri, finalmente irá a juicio.

Luis Chocobar, el efectivo de la Policía Local de Avellaneda que disparó por la espalda y mató a un delincuente, y al que el Presidente y la Ministra de Seguridad recibieron y felicitaron en la Casa Rosada, enfrentará un juicio oral por homicidio agravado.

La Corte Suprema rechazó este martes por unanimidad un recurso presentado por su defensa y ahora irá a juicio oral acusado de “homicidio agravado en exceso del cumplimiento del deber”.

El 8 de diciembre de 2017, Pablo Kukoc, de 18 años, robó y apuñaló a un turista estadounidense en el barrio porteño de La Boca. Mientras huía, Chocobar, un efectivo de la Policía Local de Avellaneda que pasaba por el lugar comenzó a perseguirlo.

En los registros que quedaron de las cámaras de seguridad del lugar, se puede observar que mientras el asaltante huía, el agente Chocobar, que se encontraba allí, comenzó a perseguirlo tras advertir la situación y al encontrarse a una distancia prudencial le disparó por la espalda. Debido a las graves heridas de bala que recibió, finalmente murió.

Desde entonces, el caso tomó trascendencia nacional y dividió las aguas entre quienes condenaron la actitud del policía y la calificaron como “gatillo fácil”, y quienes celebraron esta conducta por considerarla ejemplar.

Entonces, cuando el debate apenas comenzaba a instalar y parecía que tendría un curso a favor de la segunda postura, el presidente Macri y la ministra de Seguridad Patricia Bullrich, lo recibieron en Casa Rosada en lo que se percibió como un gesto político cuyo mensaje era claro: los agentes de la policía tienen la potestad de obrar de esa manera.

Ante la Corte, la defensa de Chocobar había cuestionado la decisión de la Sala VI de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional por la cual se confirmó su procesamiento sin prisión preventiva y también se modificó la calificación legal que se había fijado en primera instancia, según informó el sitio Minutouno.

En este último punto, la Sala VI falló por cambiar el atenuante de la imputación: de un “homicidio en exceso en la legítima defensa” se la cambió a “en exceso del cumplimiento de un deber”.

Dejá tu comentario